7 consejos de seguridad para alquileres vacacionales

Alquileres vacacionales

Elina

11/4/2022

Invertir en una propiedad para alquiler vacacional es una gran oportunidad de negocios que bien administrada puede ser fuente de importantes ingresos.

Tener una propiedad para alquilar en vacaciones conlleva también una serie de responsabilidades y riesgos que deben ser asumidos eficientemente de manera de prevenir cualquier riesgo o accidente que pueda poner en peligro la seguridad de la propiedad y de los huéspedes.

Dicho esto, en el presente post trataremos una serie de recomendaciones para garantizar la seguridad del alquiler vacacional.

Mejores consejos de seguridad para alquileres vacacionales

1. Contratar un seguro de hogar

Resultará totalmente conveniente contratar un seguro que proteja a la vivienda contra todo tipo de imprevistos o desperfectos, ya sean fortuitos o intencionales, así como de cualquier daño a los huéspedes o al entorno que rodea la propiedad.

Existen diversos tipos de seguro para las viviendas de alquiler vacacional, tales como:

  1. Seguro de responsabilidad civil, el cual ofrece protección al huésped, al propietario y cubre daños a terceros como vecinos o la comunidad en general. Depende de cada comunidad autónoma puede ser obligatorio o no.
  2. Seguro para huéspedes o de las plataformas de anuncios, lo ofrecen algunas plataformas de alquiler de viviendas, que incluye la responsabilidad legal sobre lesiones o daños sufridos por los huéspedes u otras personas, y daños ocasionados por el huésped en zonas comunes y propiedades cercanas.
  3. Seguro multirriesgo, ofrece protección total a la vivienda, incluyendo los bienes de la persona que alquila, adicional a la cobertura de responsabilidad civil. Se trata de una de las pólizas más completas.

2. Elaborar normas y protocolo de seguridad

Será importante dejar por escrito las normas de uso de la vivienda vacacional, donde se incluya un protocolo de seguridad relacionado al manejo de los electrodomésticos, así como recordar la relevancia de mantener cerradas las puertas y ventanas al salir de la vivienda, área de fumadores en caso de haberla, entre otros puntos.

Se debe incluir un directorio con teléfonos de emergencias e indicaciones para cada situación, traducida en varios idiomas.

Será relevante incluir esta normativa en el contrato y comunicar oportunamente al inquilino, a fin de evitar confusiones y desastres y para dejar constancia de su responsabilidad.

3. Verificar el buen estado de la vivienda antes de ofrecer en alquiler

Es indispensable que el propietario se encargue de poner a punto la vivienda que ofrecerá en alquiler, de manera de cuidar cada detalle y garantizar la seguridad de los huéspedes.

Cabe destacar que esta acción incluye, la eficiencia de toda la infraestructura de la propiedad, el mobiliario y electrodomésticos que posea, así como lo relacionado con los servicios.

Se debe revisar todo lo relacionado con la prevención de tropiezos y caídas, con suelos o alfombrillas antideslizantes, también incorporar en ciertas zonas como los baños, barras de apoyo y condiciones generales que faciliten la accesibilidad a huéspedes con dificultad para movilizarse o que usen sillas de ruedas.

Se hace como medida de control y para garantizar el óptimo estado de la propiedad antes de entregarla al inquilino, de manera de asegurar su seguridad y buena estancia.

4. Instalar una caja de seguridad

Una manera de ofrecer seguridad para los bienes de valor y documentos de los inquilinos, es incorporando al inmueble una caja fuerte, donde se puedan resguardar joyas, dinero, entre otros artículos de valor.

Una estupenda opción resulta la de instalar cajas fuertes camufladas, que ofrezcan discreción y aumenten la seguridad de lo que contienen. Las hay que pueden ser empotradas y no se distinguen en la decoración de la vivienda.

5. Contar con sistemas de seguridad y alarmas

Los hogares y las casas vacacionales pueden pasar algunos períodos en que estén vacíos, por lo que resulta acertado contar con la instalación de sistemas de seguridad como cámaras, controles de acceso y alarmas que ofrezcan conexión de alerta a las autoridades en caso de que algún intruso pretenda forzar puertas o ventanas para ingresar a su interior.

Se trata de una medida muy importante, no solo para evitar robos, sino para proteger a la vivienda de los llamados okupas, quienes pueden causar muchos contratiempos y problemas al propietario, particularmente complicados en casos relacionados con viviendas secundarias.

En los casos que las viviendas para alquiler cuenten con este tipo de sistemas de seguridad, será necesario notificar oportunamente a los inquilinos de su existencia.

6. Tener detectores de humo y de monóxido de carbono

Es indispensable proteger a las viviendas para alquileres vacacionales de incendios, ya que el fuego representa uno de los peores riesgos al que puede estar expuesto un inmueble.

Por ello, contar con un detector de humo y monóxido de carbono que funcione eficientemente, será de gran ayuda. Este tipo de dispositivos deben estar ubicados en zonas estratégicas de la vivienda, cubriendo cada piso, el exterior de los dormitorios, así como cada área que indique la ley. También será necesario realizarle revisiones oportunas y los mantenimientos correspondientes a fin de garantizar su óptimo funcionamiento.

La vivienda debe incluir al menos un extintor de fuego, así como una manta ignífuga, en un lugar debidamente señalizado y accesible a los huéspedes.

Dentro de las normas de uso y seguridad de la vivienda se debe incorporar lo relacionado con la prevención del fuego, solicitando no dejar velas encendidas o al descuido cerca de tejidos o materiales inflamables, tampoco al alcance de niños o mascotas. Así como recomendaciones que inviten a los usuarios a desenchufar los electrodomésticos cuando no los estén utilizando.

7. Almacenamiento seguro para los productos de limpieza

Es importante contar con un área de almacenamiento de productos de limpieza, mantenimiento de piscinas, o cualquier otra sustancia que pueda resultar tóxica que garantice la seguridad de los huéspedes.

Será relevante incluir también en estas áreas indicaciones sobre su uso, así como qué hacer en caso de intoxicación.

Preferiblemente, este tipo de productos deben ubicarse en lugares altos, bajo llave y lejos del alcance de los niños.

Conclusiones

Todo propietario de una vivienda para alquiler vacacional debe tomar conciencia sobre la importancia que tiene el hecho de ofrecer y garantizar la seguridad de sus huéspedes, así como la de su propiedad.

Y si aún no tienes tu casa vacacional y estás pensando en adquirir una próximamente, será una estupenda alternativa contar con el apoyo y asesoría de profesionales expertos como los de Inmobiliaria Jávea, quienes te ayudarán a ubicar las mejores opciones de viviendas, villas y chalets vacacionales de la espectacular Costa Blanca de Alicante.