Cómo dar de alta una vivienda vacacional: pasos a seguir

Gestión de apartamentos turísticos>Revenue Management

Elina

13/12/2021

Si tienes una vivienda vacía y deseas sacarle rendimiento, puedes plantearte alquilarla para cortas estancias. Para que tu actividad sea legal, debes estar al tanto de cómo dar de alta una vivienda vacacional. Esto te evitará problemas y te ahorrará posibles sanciones.

Pasos a seguir para registrar una vivienda de alquiler vacacional

Para hacer el registro de una vivienda turística primero debes asegurarte de que esta cumple con los requisitos mínimos en cuanto a habitabilidad. Por eso, lo primero que te exige la Administración es que presentes la cédula de habitabilidad o licencia de ocupación.

Otra cuestión a tener en cuenta cuando se trata de cómo legalizar un apartamento turístico es que la normativa aplicable varía en cada Comunidad Autónoma. Los trámites no son exactamente iguales en todos los sitios, pero sí que existe una cierta similitud.

Por ejemplo, en muchos casos te van a pedir que presentes una declaración responsable en la que expongas que la casa cumple con todos los requisitos mínimos para poder ser utilizada como vivienda vacacional.

Los requisitos técnicos que se exigen pueden variar un poco según la autonomía en la que esté la casa, pero normalmente hacen referencia a cuestiones básicas como ventilación natural, climatización, amueblamiento completo, información turística y sobre emergencias, presencia de un botiquín de primeros auxilios, etc.

Una vez presentada la declaración responsable (generalmente ante la Consejería de Turismo), se procede a hacer el registro. Si quieres saber cómo registrar una vivienda turística tienes que consultar con el organismo competente de tu Comunidad Autónoma, pero en la mayoría de los casos el trámite puede hacerse online.

Si todo es correcto, se procede al alta de la vivienda turística y se te entrega un código que debe aparecer en toda la publicidad que hagas para buscar inquilinos.

Qué necesitas para ponerla en marcha: recomendaciones

Te dejamos algunos consejos que te pueden ser de gran ayuda a la hora de conseguir que tu vivienda pase los trámites administrativos y sea más atractiva para los posibles inquilinos.

Para empezar, decora el apartamento. Los inquilinos deben tener a su disposición todo lo que puedan necesitar, así que las estancias deben estar totalmente amuebladas. Por ejemplo, en los dormitorios habrá camas equipadas con sábanas, mantas y demás, así como un armario, mesillas de noche y lámparas auxiliares.

Dado que por la vivienda va a pasar mucha gente, lo más recomendable es utilizar un sistema de cerradura inteligente para alojamientos turísticos. Esto os evitará a ti y a tus inquilinos las molestias asociadas a la recogida y entrega de llaves.

También es recomendable que elabores un pequeño manual con normas de convivencia. Así tus inquilinos sabrán qué pueden y qué no pueden hacer dentro de la casa. Si tus clientes se comportan bien, los vecinos del inmueble estarán mucho más contentos y no supondrán un problema a tu actividad económica.

Ya sabes cómo dar de alta una vivienda vacacional y tienes algunos consejos útiles para empezar a preparar el piso para alquilarlo. Ahora solo queda que te pongas manos a la obra para tenerlo en el mercado lo antes posible.